Mountain Bike en las Sierras de la Ventana: conectando con la naturaleza a través del cicloturismo

Los múltiples circuitos existentes son una verdadera oportunidad de deleitarse con vistas panorámicas. Si bien hay servicios de guía de cicloturismo recomendables para realizarlos en buena compañía, existen otras alternativas autoguiadas para aquellos que tienen una bicicleta y sólo desean experimentar, desde un esfuerzo físico con adrenalina en aventuras hasta relajados paseos familiares.

Los alrededores de las localidades que integran la Comarca, sumado a las múltiples estancias turísticas con terreno sobre el relieve serrano, presentan una amplia gama de opciones para todos los niveles de ciclistas.

Las variantes van desde paseos suaves por el casco urbano de los pueblos y los caminos rurales que unen con parajes y rincones a descubrir, hasta trayectos con exigencias de alto rendimiento que requieren de un excelente dominio de la bicicleta, ya que puede resultar necesario atravesar arroyos o sostener el equilibrio en bajadas pronunciadas donde se toma mucha velocidad.

Todas estas alternativas resultan en una oportunidad fantástica para escuchar a lo largo del camino el canto de las aves, contemplar paisajes de ensueño, y llenarse los pulmones de aire puro.

Una de las vueltas más populares, es la conocida como “La Vuelta de Peralta” que recorre 32 kilómetros por caminos rurales pasando por el Puente Blanco, el Paraje Peralta, y finalizando en los Jardines del Pillahuinco. Otra opción es “La Vuelta del Cóndor” que pasa por la Estancia homónima y desciende hacia la localidad de Saldungaray.

Pero también hay recorridos por sobre huellas en las sierras, como algunos a los pies del cordón Pillahuinco que transitan y atraviesan el río Sauce Grande en las cercanías de Sierra de la Ventana. En el caso de Villa Ventana, solo salir a pedalear las calles del pueblo es una verdadera maravilla por el simple hecho de que esta localidad está dotada de un encanto único con su forestación.

Para los mas desafiantes de aventura y largos recorridos, el camino rural que parte de las cercanías de San Andrés de la Sierra con rumbo al Abra del Hinojo y pasando por la Estancia Mahuida Co, ofrece una experiencia recargada de paisajes, cerros y cruces de arroyos, para arribar a ese paradisiaco y aislado rincón del norte del cordón serrano.

Como toda actividad en un medio natural y con grandes espacios abiertos, el biciturismo y las travesías en bicicleta por las sierras deben ser planificadas con anticipación, para que la experiencia sea del todo gratificante. Desde marcar en un mapa para ayudar a la orientación en circuitos que se desconocen, y que pueden atravesar campos privados, hasta chequear las condiciones del rodado y respetar las medidas de seguridad.

Para finalizar, permíteme recomendarte como siempre que organices tu viaje reservando con anticipación el lugar de tu preferencia, desde nuestro índice de cabañas disponibles, para que te comuniques directamente con los dueños y te evites así abonar costos adicionales por reservas online. De este modo además, estarás ayudando a que podamos seguir desarrollando esta tarea de difusión del patrimonio natural y cultural de nuestra región.

Fuente y fotos: www.sierrasdelaventana.com.ar

También podría gustarte Más del autor

Los comentarios están cerrados.