Liga Argentina: El equipo de Heinrich lo perdió en suplementario ante Unión (Santa Fe) por 82 a 79

Fotos: La Liga Contenidos

Por Fernando Rodríguez – ferodriguez@lanueva.com

Enviado a Buenos Aires

   El sueño del ascenso a la Liga Nacional deberá esperar para Villa Mitre, que perdió este viernes ante Unión de Santa Fe por 82 a 79 en tiempo suplementario y tras igualar en 75.

Con este resultado los santafesinos ganaron la final de la Liga Argentina por 3 a 1 y volvieron a la máxima categoría luego de 35 años.

Se jugó en el estadio Héctor Etchart de Ferro Carril Oeste (Buenos Aires), con arbitraje de Rodrigo Castillo, Daniel Molina y Mauricio Cáceres.

Los parciales del juego fueron 24-17 y 40-35 para el representante bahiense, mientras que el Tatengue se quedó con el tercero por 60-53.

   La síntesis estadística del partido

Con la obligación de ganar para forzar a un quinto juego, Villa Mitre había tenido un arranque promisorio. El 9-2 de los primeros instantes lo perfiló para dominar al menos en la primera etapa.

El goleo de José Gutiérrez y de Javier Bollo en el período inicial (7 cada uno) marcó el rumbo del tricolor.

Unión se arrimó (9-7) pero Villa Mitre tuvo vías de gol para volver a distanciarse por caso con doble de Federico Harina (20-12) y logró una máxima de 21-12 tras 1-2 en libres de Bollo.

En el segundo cuarto el representante bahiense se alejó 30-20, ventaja que amplió a 11 cuando Leonardo Cecchi clavó un tiro de 3 a 6m10s del entretiempo (35-24).
Luego el equipo fue perdiendo efectividad ante una mayor presión defensiva rival. Sin embargo Unión no tuvo vías claras de gol (Erbel De Pietro, máximo anotador del PT con 13) y le costó progresar.

Finalmente, después de 2-2 en libres de Federico Harina para volver a sacar 11 de ventaja (39-28, a 2m32s), el tricolor volvió a caer en una meseta y permitió el crecimiento Tatengue.
El repunte santafesino se prolongó en el tercero. De manera inexplicable Villa Mitre empezó a fallar lanzamientos, perdió tres posesiones por 24 segundos y perdió el rumbo.

De Pietro puso por primera vez arriba a Unión con tiro de 3 (43-42) y en adelante el parcial de Unión se extendió a una racha lapidaria de 21-2 en 6m.

En el peor momento Villa Mitre, tras 1-10 en tiros de cancha tras un único doble de Ramiro Heinrich, se plantó defensivamente en zona. A partir de ese momento comenzó la recuperación.

Mayor énfasis en defensa para forzar lanzamientos, asegurar rebote y trabajar en ataque. Con parcial de 11-3 recortó parte de la desventaja de cara al último.
Los Guerreros pudieron emparejar gracias a un mayor reparto del goleo. Y con acierto de 3 de Leonardo Cecchi, la Villa pasó al frente 69-66 a 2m13s del final.

Sin embargo Unión recuperó el control con doble de Andrés Jaime a 42s (73-72). Le cachetearon la pelota de la última ofensiva tricolor a José Gutiérrez, pero el equipo retuvo la posesión y un bloqueo de Heinrich le permitió a Federico Harina convertir un triple que pareció el de la victoria.

Si bien el reloj se detuvo en 0,2 décimas de segundo (hubiera sido tan sólo la chance de un cacheteo a la pelota), los árbitros revisaron la jugada y rectificaron.

A Unión le quedaron 0,8 décimas de segundo, en una decisión que bajo análisis genera polémica porque los jueces otorgaron el tiempo muerto a los equipos previo a dar a conocer la resolución respecto del tiempo restante…

Si bien esa situación afectó por igual a ambos, para el elenco santafesino resolver la jugada con 0,8s fue otra cosa.

Décimas que el Tatengue aprovechó muy bien: repuso Jaime desde campo tricolor y conectó un pase “volado” con Lema, quien le ganó la espalda a Bollo y saltó por detrás para recibir y en el aire convertir, forzando al empate en 75 y a la prórroga.

En el suplementario Villa Mitre no pudo convertir puntos de cancha sino sólo libres de Heinrich, mientras que Unión tuvo en un acierto de 3 de Jaime los puntos que lo encaminaron al triunfo (81-77). La última pelota que le quedó a Los Guerreros: Pikachu Gutiérrez consumió segundos y optó por tirarla de 3 a 10s. Blossom le birló la pelota a Cecchi tras el rebote y así se esfumó el sueño tricolor.

Fuente: La Nueva.

También podría gustarte Más del autor

Los comentarios están cerrados.