El Primer Portal Deportivo del Distrito de Tornquist

Básquet bahiense: Ramiro Heinrich, campeón con Villa Mitre

Excepto en la primera mitad del segmento inicial, luego gobernó Villa Mitre. Incluso, estuvo 13 arriba en la recta final del 2ºC (39-26) y 12 al frente en el cierre del 3ºC (55-43). Bahiense, por fin, reaccionó colocándose a uno en dos ocasiones (59-60 y 61-62), a 4m45s del epílogo. El que salió a dar la cara fue José Gutiérrez (triple+doble) y Matías Monteoliva con otro triple: 70-63. Salieron por faltas Pennacchiotti y Heinrich. Pero bombazos de Silva y Barbero, colocaron a Bahiense ahí (72-73), a 18s4/10. Cinco segundos después, el escolta frenó vehementemente a Berdini (perdió dos piezas dentales) y no pudo rehabilitarse. Ingresó a ejecutar los calientes libres el juvenil Ramiro Santiago: mandó ambos adentro (75-72) y el último intento de Morán fue errático… ¡De película! Fue 75 a 72. Es el sexto título villamitrense en los últimos 10 años y el octavo en su historia.

A lo largo de la historia, Villa Mitre había levantado la Copa solamente en 1985 y 1988.

Cortó la racha veinte años después (2008) y hasta se adjudicó el bicampeonato en 2009, con “Michigan” Ferhmin como DT. Posteriormente, llegó el primero bajo la conducción de Ariel Ugolini (2012), repitió en 2013, volvió a festejar en 2015 y añadió el de anoche.

Durante la última década siempre estuvo presente en las finales, enhebrando seis consagraciones.

Este año, arrancó dando ventajas por estar atendiendo el Federal 2016-17.

Con lo cual, en esa fase inicial, incluyendo la regular y playoffs, tuvo récord de 12-13. Ya en la segunda parte su campaña mejoró mucho, estableciendo marca de 25-6.

En total, englobó el 66% de los triunfos al imponerse en 37 de 56 encuentros.

Primer cuarto

Bahiense salió con toda la actitud que le faltó en el 5º juego anterior: con Manuel Peyronnet recuperando su lugar en el quinteto de apertura y pegándose a Gastón Diomedi.

También, evidenció gol en Pennacchiotti, Morán y Silva: 11-7, a 4m39s.

Sin embargo, el tricolor “visitante” reaccionó con la prolongación de buenos dividendos brindados el viernes de parte de Monteoliva. Ayer, el escolta formado en la cantera se despachó con 3-4 t3 para sus 11 puntos de este primer lapso. Y arriba su elenco por 20-13, cerrando el mismo venciendo por 20-15.

Segundo cuarto

En 1m17s, Bahiense plasmó un 6-2 y evitó el despegue de su rival (21-22).

Aunque, enfrente, el que pensaba todo lo contrario fue José Gutiérrez.

Pikachu encendió las turbinas y pergeñó un pasaje de 100% de aciertos: 13 puntos (1-1 t3, 2-2 t2 y 6-6 t1). Así, los suyos encontraron una llave para destrabar la fricción originada y lo controlado que estuvo Diomedi.

Y, mientras Pennacchiotti comenzaba a desequilibrar (3-4 t2), Gutiérrez se encargó de encestar y encestar, permitiendo el vuelo alto de La Villa: 31-21, 34-22 y la máxima de 39-26, con 38s por disputar.

Tercer cuarto

El “huésped” sostuvo las riendas con ventajas que oscilaron entre los 9 y 12 puntos: hasta llegó el bendito primer triple de la noche para Diomedi, que estaba seco, con 4m06s en el reloj y yéndose a 48-39.

Acto seguido, Heinrich desniveló en la pintura, cargó de faltas a Pennacchiotti (3) y, con sendos simples de Diomedi, Villa Mitre estableció 12 de luz a 59s de terminarse el tramo: 55-43.

Sólo la jugada de gol+adicional del Pollo Morán a 2s7/10 le dio algo de ánimo a Bahiense, reduciendo a 55-46.

Último cuarto

En 1m04s, Heinrich cometió su cuarta. Veinte segundos después, lo hizo Pennacchiotti.

Si bien VM mantuvo las riendas, lo hizo por distancia de seis (58-52 y 60-54).

Bahiense se abroqueló en zona. Y le resultó.

Además, se despojó de los fantasmas y se impulsó: encestó Pennacchiotti de dos y Barbero de tres, retornando al partido (57-60), en 4m37s. Su evolución no frenó allí, ya que Silva metió el tirito corto y había juego nuevo restando 5m42s: 59-60.

La gente ya no empujó. Era “el” momento de Bahiense, que se mantuvo a esa distancia tras ambos libres anotados por Pennacchiotti, a 4m45s (61-62).

Poco después, debió dejar el campo Heinrich por límite de faltas.

No obstante, nadie le iba a quitar protagonismo a Gutiérrez en su noche consagratoria con la casaca villamitrense: bomba a 4m11s (65-61) y doble a 3m31s (67-61). Trascartón, Firpo le pitó la quinta y última infracción al longilíneo Pennacchiotti…

Por si fuera poco para Bahiense, el que también brilló en los momentos ardientes fue Monteoliva, surgiendo con otro bombazo a 2m05s: 70-63.

Al momento en que todo pareció retornar a fojas cero, surgió Buzzo con un triplazo a 1m20s (66-70) y después lo emuló Silva a 50s9/10, llenando de silencio el Casanova (69-70).

La pelota pesaba más de los 600 gramos habituales. Nadie la quería. Aunque Gutiérrez abrió hacia Cristian Miguel, quedando desmarcado a 45º y sacudiendo la modorra al clavarla desde los 6m75: 73-69.

Bahiense estaba condicionado, pero Barbero tomó el compromiso desde la medialuna y archivó el valioso triple a 18s4/10 que le devolvió los latidos (72-73).

En la ofensiva siguiente de VM, Berdini trató de controlar el pique, pero la bola se le alejó un poco y Barbero le fue con vehemencia, tirándole todo el peso del cuerpo, produciéndole la inmediata salida de dos piezas dentales al chiquitín…

De hecho, Berdini quedó tirado en el parquet y demoró unos cuantos minutos en ponerse de pie, sintiendo la contusión sufrida e impidiéndole retornar al rectángulo.

Con lo cual Ramiro Santiago, su reemplazante, pasó a ser el responsable de asumir la ejecución de los libres más importantes del año, a 13s4/10. El juvenil se abstrajo del entorno y el momento, mandando a guardar el primero y también el segundo: 75-72.

En la reposición, Morán trasladó y procuró visualizar algún receptor para lanzar de tres, aunque nadie se mostró y tomó el lanzamiento de la mejor forma que pudo, sin fortuna alguna…

Las gestiones individuales, el amor propio, el admirable acompañamiento de su gente y tener a Santiago como el chico de la “película”, fueron aristas suficientes para concretar el sueño villamitrense.

Si bien gran parte de su obra la había gestado el viernes, en el Manu Ginóbili, fueron tres triunfos consecutivos contra el Nº 1, dejando de manifiesto que nada es imposible.

Felicitaciones a la barriada.

¡Y salud, campeón!

Síntesis | Primera División – Final Extra

Bahiense del Norte 72: Juan Pablo Morán 14, Manuel Peyronnet 0, Andrés Barbero 15 (x), Esteban Silva 9, Franco Pennacchiotti 23 (x), (FI); Aníbal Buzzo 10, Luciano Fernández 0 e Ignacio González 1. DT: Alejandro Navallo.

Villa Mitre 75: José Gutiérrez 24, Gastón Diomedi 6 (x), Matías Monteoliva 16, Cristian Miguel 8, Ramiro Heinrich 15 (x), (FI); Marcelo Berdini 0, José Luis Martínez 4 y Ramiro Santiago 2. DT: Ariel Ugolini.

Cuartos: 15-20, 28-39 (13-19), 46-55 (18-16) y 72-75 (26-20).

Árbitros: Miguel Firpo – Jorge Scheffer – Mauro Reyes.

Estadio: Osvaldo Casanova (club Estudiantes).

Ver planilla

Luciano Mutti (Gente de Básquet)

Foto: Mauro Giovannini.

Comments Closed

Sitio desarrollado por Formando Ideas